26 junio 2007

Blade Runner cumple 25 años

Hace 25 años que se estrenó la mítica película Blade Runner, objeto de culto tanto por parte de cinéfilos, como por parte de amantes del género fantástico, así como adalid de la estética cyberpunk que puso de moda tras su aparición en la gran pantalla.

Blade Runner, basada en una novela de Philip K. Dick, ¿Sueñan los androides con ovejas eléctricas? es mucho más que la novela. Precisamente, es esa estética decadente, combinada con la alta tecnología y un pesimismo generalizado la que lanzó a la fama a la película.

Pocas películas “serias” de ciencia ficción son tan conocidas por el gran público como Blade Runner, que siempre ha tenido un aura difícil de clasificar. ¿Es el futuro que describe posible? ¿Vivimos en él? Si hablamos de androides, está claro que no, pero si sustituímos los androides por mano de obra esclava, la verdad es que los demás elementos que la película dibuja no están tan lejos de nuestra realidad como podríamos suponer a primera vista.

En un mundo en que la población se concentra cada vez más en megápolis, en que la publicidad lo domina todo, en que lo “natural” es cada vez más escaso, casi objeto de reserva o de museo y en que los derechos colectivos parecen más amenazados que nunca en nombre de la seguridad nacional, el mundo de Blade Runner convive con el nuestro en un grado superior al que posiblemente nos guste reconocer.

Tal vez sea eso lo que convierte en un clásico a esta gran película: que no ha perdido frescura. Cuando vemos muchas películas que hablaban sobre la confrontación entre la Unión Soviética y Occidente, nos damos cuenta de cómo han envejecido algunas películas que en su día llegaron a ser míticas. Pero esto no sucede con Blade Runner, que nos sigue amenazando con un futuro oscuro que está a la vuelta de la esquina.

1 Comments:

At 12:52 a. m., Blogger DJ said...

No he conocido todavía a persona humana que no le guste Blade Runner. Haberlos haylos, pero están escondidos en las alcantarillas...

 

Publicar un comentario en la entrada

<< Home