19 septiembre 2006

¿Para qué sirve el fandom?

¿Para qué sirve el fandom? ¿Qué lo diferencia de un simple grupo de amigotes que se reúnen de vez en cuando para hablar de fútbol o de mujeres? A primera vista, no se diferencia excesivamente.

En teoría el fandom es un grupo más o menos organizado que se mueve para proponer iniciativas, conseguir metas y promocionar la literatura fantástica.

Ahora bajemos del cielo y toquemos con los pies en el suelo. Puede que en el pasado, cuando no existía internet y el fandom era poco y se articulaba a través de fanzines, hubiese mucho más de eso. Como quien suscribe estas líneas no vivió dicha etapa, no puede hacer valoraciones más precisas al respecto.

Pero vivimos en la época que vivimos y somos los que somos. Desde este punto de vista contemporáneo, ¿para qué sirve el fandom? Yo diría que más bien, para muy poca cosa.

¿Nos hacen caso los editores cuando queremos que se reedite tal o cual libro descatalogado desde hace mucho tiempo? Pues a veces, cuando hay una ventana de opinión con mucha influencia y que a ellos les puede representar un número importante de ventas, se pueden dignar a escucharnos. Pero en general, aplican criterios contables, de stock o de lo que sea.

¿Las convenciones de ciencia ficción bullen de actividad y sirven para intercambiar ideas y proyectos? Bien, aunque no he asistido a ninguna, creo que aquí sí que puedo opinar. Para empezar, conozco muy bien, por descripciones detalladas, qué se cuece en una -pongamos por caso- Hispacón o una Asturcón.

Y son lo que decía al principio: reuniones de unos cuantos amigotes para meterse con el facha de Heinlein o para chismorrear sobre la futura línea editorial de Gigamesh o para sorprenderse por lo envejecido que se ve a tal o cual escritor o editor. Eso cuando no derivan en un baile de disfraces.

Algunos se lo toman como una caza de autógrafos del escritor de turno que se haya dignado a acudir al evento, aunque muchas veces no se hayan leído ninguno de sus libros ni lo vayan a hacer en un futuro previsible. Pero un autógrafo es un autógrafo.

Así pues, vuelvo a plantearme la pregunta: ¿para qué sirve el fandom? Últimamente he visto una de las facetas de éste: el barullo y el folloneo, pero no es algo exclusivo del fandom, ni mucho menos. Pero parece que eso de pegar puñaladas traperas y desaparecer en medio de la niebla nocturna por un callejón solitario, le va lo indecible a más de uno.

Minorías prescindibles a parte, el fandom, sobre todo desde que internet es algo extendido y sólido, ha demostrado capacidad de organización sin que nadie muy visible dirija los hilos. Me consta que esto ha molestado a más de una vaca sagrada acostumbrada a que todos los eventos de un cierto calibre pasasen por sus manos.

El resultado ha sido un despotricar continuo acerca de todo lo que representa internet y apologías estremecedoras sobre la infinita superioridad del papel por encima de los flujos de bits.

Podríamos decir que el fandom ya no se divide exclusivamente en bemitas y cenobitas -o entre C's y L's- sino que hay una vieja guardia (en disolución) partidaria del papel (los bradburianos) y una mayoría que prefieren internet (los gibsonianos), por escoger un par de autores de ciencia ficción representativos de ambas posturas.

Tal vez esta visión sea un poco estrecha de miras y suene mucho a tópico, aunque creo que es esencialmente cierta, si bien admite muchos matices.

Mi principal preocupación es que el fandom más serio y más organizado parece ser el bradburiano, mientras que la gran esperanza blanca, el gibsoniano, parece más interesado en leer o en el equivalente de hablar de fútbol que no en participar en proyectos.

Veamos unos cuantos ejemplos:

- Cada vez cuesta más organizar una Hispacón. Ya hemos visto lo que ha pasado en las dos últimas ediciones. Falta gente, dinero y a veces ganas. Pero creo que, por encima de todo, falta público. Una cosa tan simple como acudir a un evento anual no es capaz de movilizar a la mayor parte del fandom.

- ¿Cuánta gente lee ciencia ficción en España? ¿Cuánta gente participa en foros u otros proyectos? ¿Cuánta gente forma parte de alguna asociación para la promoción de la ciencia ficción? Las cifras son cada vez menores conforme avanzamos de una pregunta a otra.

- ¿Cuántos nuevos proyectos surgen del fandom que requieran de un respaldo significativo de éste? Me explico: próximamente, con un grupito de amigos vamos a montar una tertulia de ciencia ficción en el Pirineo (básicamente, en el Pirineo cercano a donde vivimos, al menos de momento). Pues bien, seremos cuatro gatos. No se necesita una presencia importante del fandom para que funcione.

Pero si quisiéramos crear un portal similar a lo que fue Cyberdark.net o decidiésemos tirar adelante un proyecto que requiriese de una cierta colaboración masiva, ¿encontraríamos suficientes colaboradores?

Conozco la respuesta. Sé cuánta gente colaboraba de verdad en Cyberdark y cuántos estaban por allí sólo para recoger los frutos del trabajo de los demás. De acuerdo que de todo tiene que haber, pero esta actitud comodona y poco colaborativa es la que le echo en cara a buena parte del fandom.

Chicas y chicos, señoras y señores, despertad o pronto seréis completamente prescindibles y ya no tendremos que preocuparnos más por el tema.

36 Comments:

At 12:01 p. m., Blogger El Friky Irredento said...

Tienes el morro de decir que no has estado en ninguna Hispacón, ni Asturcón, y con toda la cara del mundo te atreves a decir lo que son o lo que no son...
Bueno, esto de hablar de segundas, metiendote con la gente que sí acude a esas convenciones y que son importantes para ellos, y aún casi pareces capaz de juzgarnos. Y luego encima te alineas con uno de los dos bandos que dices que existen ahora (yo no los veo... pero allá tu).
Bienvenido, ya eres parte del fandom que envenena, que critica y que se cree mejor que los demás.

Y cuando vayas a una Hispacón y la vivas desde dentro (no hay concursos de disfraces desde hace muchos años), y te dejes de comentarios de amigos por muy detallados que sean, entonces podrás opinar. Mientras tanto, no te metas tan alegremente con algo que no conoces de primera mano.

Por lo demás, lo que no hay gente con ánimo de arrimar el hombro, sí estoy de acuerdo contigo. Y es algo que creo que puede ser un sintoma de que vamos saliendo del guetto para incorporarnos a la normalidad de la literatura; o bien que la ciencia ficcion y fantasía de base no importan a nadie, y acabaremos por desaparecer.

 
At 12:48 p. m., Blogger Yarhel (Enric Quílez) said...

Pues con las fotos de las cones he tenido suficiente, qué quieres que te diga. Todos mis respetos para esos eventos, pero tal como están montadas hoy día, no me interesan lo más mínimo.

Por otro lado, más que morro creo que tengo la decencia de advertir que no he ido a ninguna.

No creo envenenar nada por expresar una opinión razonada sin meterme con nadie. Pero si así te lo parece, es tu problema.

 
At 2:00 p. m., Blogger El Friky Irredento said...

Yo -por ejemplo- no he ido a ningún salon del comic, pero he visto fotos, leído comentarios y conozco a gente que ha ido. Pero no se me ocurre hablar mal de ellos, ni de la gente que va, ni se me ocurre decir que allí solo van gente a disfrazarse a pedir dibujitos a los autores. Tu razonas según te conviene o te parece, y a mi me da igual, pero tamibén tengo derecho a decir que tienes mucho morro de hablar de Cones y de fandom sin haber participado activamente en él. Tienes tu opinión y es respetable, pero de ese "hablar de oídas" de todo, estoy ya más que harto.

Y ya que estamos, esas "vacas sagradas" que están acostumbradas a que todo pase por sus manos, que despotrican de los bits, etc... ¿dónde las has visto? Si a vacas sagradas te refieres a editores, autores y aficionados que hace mucho que están en el fandomo... pues de esa gente que conozco, no he visto a ninguno rasgarse las vestiduras por que haya gente que publique cosas en e-zines y no en fanzines de papel; ni he visto a nadie darse cabezazos en la pared por no organizar una hispacón (Me permito recordarte que unos novatos se ofrecieron a hacer una hispacón en córdoba, y han sido parte de esos veteranos o vacas sagradas las que han sacado las castañas del fuego).

Me reitero, es muy bonito hablar, e inventarse divisiones donde no las hay, por que yo, y llevo una docena de años vagabundenando por internet cuando no era ni internet, no he visto nada de eso. Ahora si me dices cuales son y en qué te basas, entonces te daré la razón.

 
At 3:39 p. m., Blogger manuel__ said...

Se puede no estar de acuerdo con Enric y se pueden matizar muchas cosas en su escrito pero no hace falta responder de una forma tan brusca y agresiva con expresiones con:
-"Tienes el morro"
- "con toda la cara del mundo"
- "allá tu"
- "envenenas"
-"no te metas tan alegremente"
-"razonas según te conviene"
-"tengo derecho a decir que tienes mucho morro"
-"es muy bonito hablar" no ayudan a reflexionar de nada.

Los dos expresáis cosas interesantes. Pero ese tipo de lenguaje, friki irredento, no ayuda a intercambiar opiniones, tan solo hace que cada uno se cierre más en su trinchera.

Tengo mi opinión personal, que es bastante parecida a la de Enric.
Para mi las hispacones son un producto de la época en la que surgieron, principios de los 90. Muchos de los aficionados posteriores tienen otros gustos: ni mejores, ni peores, pero si diferentes e Internet tiene gran parte de culpa. No hace falta acudir a un lugar para ver una película rara o escuchar una conferencia cuando puedes descargar la peli del emule o puedes leer decenas de disertaciones sobre cf en blogs y foros. Tampoco les compensa las barnacones como acto alternativo.

Paso de exponer mis argumentos con detalle, ya que me he propuesto evitar el barullo y folloneo tan típico del fandom y solo hablar cuando vea un ambiente educado y relajado.

 
At 4:15 p. m., Blogger Yarhel (Enric Quílez) said...

Desde luego que no me he inventado nada. De todo lo que afirmo tengo sobrados ejemplos. Lo que no voy a hacer es echar más carnaza al fuego.

He propuesto una división teórica del fandom por todo lo que he podido ver en los últimos años. No he acusado de nada a nadie. La verdad es que me parece que ni te has molestado en leerte demasiado mi post, así que no pienso discutir en términos de confrontaciones, porque yo no he acusado de nada a nadie. Por lo demás, tampoco suelo discutir con gente no identificada.

 
At 4:20 p. m., Blogger El Friky Irredento said...

Lamento si he sido brusco respondiendo, y he usado palabras extemporáneas, pero vamos, tampoco he ido insultando ni nada parecido.

Respecto a las Hispacones, las primeras son de los 70, en los 90 se recuperó un espíritu y una organización perdida durante muchos años. Y en las últimas hispacones (no se si tu has ido) cada año han ido sumándose aficionados jovenes, muchos de los cuales accedieron al fandom precisamente por medio de internet; esa división de papel-bits es absolutamente irracional bajo mi punto de vista.
Una cosa es incuestionable: el nucleo duro del fandom se forma por un numero reducido de gente (los que van a las hispacones, los que compran tooodo lo que sale, los que mantienen a flote fanzines de papel y pequeñas editoriales), ese numero se mantiene estable a lo largo del tiempo, con alguna que otra gente que se mete de lleno; luego están los aledaños a ese mundo: gente que lee cifi, que ocasionalmente lee algun fanzine, o que escribe algunos relatos. Y es ese mundo, el que ha crecido enormemente gracias a internet. Mientras que el nucleo duro se mantiene estable, los aledaños crecen cada día mas, hay más aficionados, y estos aficionados, cuando echan un vistazo al nucleo duro, les parece algo bizarro, con sus discusiones bizantinas, sus hispacones y sus cosas.

Pero ya en Cyberdark, por ejemplo, había peleas y discusiones bizarras; y creo recordar que había o se quería que hubiese quedadas. Si hubiese seguido existiendo la comunidad cyberdark, se habrían formado bandos, habría quedadas anuales, en las que habría charlas, conferencias, y cualquier cosa posible. Y la mayoría de la gente que hubiese asistido no pertenecerian al nucleo duro del fandom, todo gente nueva. Pero Cyberdark murió de éxito, lo cual no significa que eso no pueda pasar. Y sería gente que ha mamado internet desde pequeños.

Me voy por las ramas, lo siento; pero creo que se ha entendido lo que quería expresar.

 
At 4:33 p. m., Blogger Yarhel (Enric Quílez) said...

Lo que dices de las cones, me suena a cierto por lo que me han contado, no pienso discutírtelo, porque creo que tienes razón. A la Hispacón de Getafe, por ejemplo, hubo mucha gente asistente de la comunidad de Cyberdark (eso me consta), lo cual no invalida para nada mi razonamiento. Me explicaré mejor: la mayor parte de los "bits" no van a ningún sitio. Sencillamente, consumen a través de internet (o del canal que sea) y ya está. Claro que hay gente de comunidades virtuales que se une al fandom más tradicional o que, sin unirse, asiste a actos presenciales. Pero no es el caso de la mayoría.

Si vemos cuánta gente compra y lee ciencia ficción en España, por ejemplo, salen cifras de un orden de magnitud (como mínimo) superior a los que podemos encontrar con una cierta asiduidad en medios electrónicos, como SeDice o en su día Cyberdark y si vamos a actos más tradicionales, como una Hispacón o una Asturcón todavía hay menos gente.

Si hablas con editores y con un cierto sector del fandom tradicional -vaya, a poco que te muevas habrás oído lo que voy a decir- te insisten mucho en la necesidad de publicar sobre papel, que internet es volátil, etc y parte de razón no les falta. Recuerdo conversaciones con unas cuantas personas al respecto cuando nos decían que Cyberdark era muy bonito pero que podía desaparecer de la noche a la mañana (razón no les faltaba).

Después de experiencias con el hundimiento del "mosntruo" naranja, la verdad es que me he vuelto algo más papel y algo menos bits, a pesar de que defiendo el papel de internet. Sólo faltaría que, siendo informático que vive en parte gracias a internet, no lo hiciese.

 
At 4:54 p. m., Blogger manuel__ said...

Cuando se entra en una dinámica de confrontación, no se dialoga. El otro nos genera una repuesta aversiva y así es imposible incluso darle la razón parcialmente en las cosas en las que no discrepamos. Cuando se abandona esa actitud, la conversacion se hace más interesante y útil.

Friki_irredento: Creo que es una discusión "de matices". Date cuenta que el siguiente párrafo (que acabas de escribir) podría casi haber formado parte de la reflexión inicial de Enric:

"" Una cosa es incuestionable: el nucleo duro del fandom se forma por un numero reducido de gente (los que van a las hispacones, los que compran tooodo lo que sale, los que mantienen a flote fanzines de papel y pequeñas editoriales), ese numero se mantiene estable a lo largo del tiempo, con alguna que otra gente que se mete de lleno; luego están los aledaños a ese mundo..., el que ha crecido enormemente gracias a internet. Mientras que el nucleo duro se mantiene estable, los aledaños crecen cada día mas, hay más aficionados, y estos aficionados, cuando echan un vistazo al nucleo duro, les parece algo bizarro, con sus discusiones bizantinas, sus hispacones y sus cosas.""

Estas reconociendo que hay dos tipos de aficionados: el integrado en el núcleo duro y el que tiene una relación más laxa cuya herramienta basica es el internet. Vamos que es un párrafo que el mismo Enric podría haber firmado.

 
At 7:03 p. m., Blogger Yarhel (Enric Quílez) said...

De todas maneras, creo que el principal problema que tienen las Hispacones es el que mucha gente dice: falta de público.

Ser pocos también tiene sus ventajas, porque permite un ambiente más íntimo y más dado a las relaciones interpersonales y los grupos reducidos.

Pero si se quiere que una Hispacón tenga una cierta proyección y a su vez le confiera parte de esa proyección a la literatura fantástica, se requiere más presencia de público y cobertura mediática (siempre que los medios no vengan buscando el crimen del rol, claro).

¿Cómo se consigue eso? Pues supongo que con dinero. Pero no me preguntéis de dónde sale, porque no tengo ni idea, ¡qué más quisiera saber yo y más de uno/a!

En lo tocante a lo personal -pero es algo estrictcamente personal- no me gustan este tipo de actos en que hay presentes autores porque tengo la mala experiencia de que casi siempre que he conocido personalmente a un autor que admiraba, me ha decepcionado. Ya digo, es un tema mío.

 
At 7:21 p. m., Blogger Alfredo Álamo said...

La pregunta es: ¿cuánta gente consideras que es una asistencia aceptable para un ciclo de conferencias sobre género fantástico? Teniendo en cuenta que están dirigidas a los que ya son aficionados al género.

 
At 7:36 p. m., Blogger Yarhel (Enric Quílez) said...

Supongo que esa es la diferencia: que ahora están dirigidas a un público per se limitado. Aún así, ya lo he explicado: va mucha menos gente que aficionados hay. Pero de lejos.

 
At 7:39 p. m., Blogger Fran Ontanaya said...

Mientras que el nucleo duro se mantiene estable, los aledaños crecen cada día mas, hay más aficionados, y estos aficionados, cuando echan un vistazo al nucleo duro, les parece algo bizarro, con sus discusiones bizantinas, sus hispacones y sus cosas.

Más claro el espacio profundo.

La pregunta es: ¿cuánta gente consideras que es una asistencia aceptable para un ciclo de conferencias sobre género fantástico?

Pues depende de si se deja fuera o no a los starwaseros, a los trekkies, a los tolkenianos, a los harrypotteros, a los lovecraftianos, a los matrixeros… no sé si me explico.

 
At 7:45 p. m., Blogger Yarhel (Enric Quílez) said...

Estoy de acuerdo con fran ontanaya. Es la clásica discusión que ya planteó en su día César Mallorquí, de si se quiere una Hispacón del tipo A o del tipo B. Es decir, de si se habla sólo de literatura o si lo metemos todo en bote. César proponía una especie de híbrido de las dos cosas, siempre que las componentes más folklóricas (trekkies, etc) estuviesen "bajo control" y no hubiese desmadres.

Pero no sé si este es el espíritu que se quiere para una Hispacón. Yo de momento lo único que he dicho, resumidamente es que de lectores de cf en España hay 10x mientras que a las Hispanones van x o una fracción más pequeña de x. O algo falla o la Hispacón funciona perfectamente, pero va dirigida a un segmento minoritario del público lector.

 
At 8:06 p. m., Blogger Alfredo Álamo said...

La mayoría de Trekkies y aficionados de Star Wars, o de Fantasy, sean de Tolkien o Espada y Brujería, ya se organizan por su cuenta (y muy bien), y dudo que una HispaCon pudieramos ofrecerles más y mejor de lo que ellos mismos hacen. Nunca vas a tener en una reunión a todos los aficionados, pero sí una reunión en la que cualquier aficionado encuentre puntos de interés.
Querer hacer trekkie-tolkien-starwars-potter-Cones sólo lleva a una dispersión tremenda. Lo cual no quiere decir que no se hable de esos temas. Las hispacones no son el Alfa y el Omega de la literatura fantástica, y no deberían ser sino el complemento al resto de reuniones. (Cada año hay de todo tipo y no son incompatibles entre sí. Tenemos Asturcones, tenemos Estelcones, tenemos la HispaTrek, tenemos Septentriones, tenemos múltiples reuniones de Star Wars,las de rol, las de cómic... hay mucha gente que tiene que elegir a cuáles asiste a lo largo del año)
En cuanto al segmento minoritario del público lector, bueno, es el segmento del público lector con ganas para hacer un gasto importante de dinero y desplazarse un fin de semana a otra ciudad.
Y sigo sin saber cuánta gente sería algo aceptable, la verdad.

 
At 10:02 p. m., Blogger Alfredo Álamo said...

Pongo de parte de Rafa Marín un comentario, ya que Blogger no le deja acceder:

"Lo que tienes que hacer es, primero, asistir a una Hispacon, esa cosa que hay que llevarse puesta de casa para poder disfrutarla y entenderla.

Perdona que te diga, pero después del varapalo de la semana pasada y la caza de brujas que se potenció aquí mismo contra un autor del que tendríamos que estar orgullosos, ahora que las cosas se encarrilan y hay gente poniendo ilusión, tiempo, ganas y dinero propio por organizar una hispacón de mínimos, este post tuyo es un menosprecio a su trabajo.

Poco oportuno, vamos. "

 
At 7:15 a. m., Blogger Víctor M. Ánchel said...

En todo caso, me parece un debate baldío. Yo he asistido a una sola Hispacón (No vi frikismo cerval, aunque no me hubiera importado verlo, y aunque iba con mis dos chicas lo pasé de muerte), y soy de pocas convenciones, pero créeme si te digo que no existe esa fragmentación de la que hablas: en esa única hispacón pude hablar y reír con gente de todo tinte, con jóvenes recién llegados y con la vacas sagradas a las que aludes, y ni los unos me miraban con prevención, y los otros con prepotencia o desinterés. Vaya, que aunque parezca mentira, las vacas sagradas son casi todas personas normales, corrientes y molientes que trabajan y tienen sus inquietudes y sus aficiones, como todo el mundo.
Y en cuanto a lo jugoso del asunto "¿para qué sirve el Fandom?", pues me temo que la respuesta es tan simple como poco satisfactoria: el fandom, a quien le guste como a quien no, ni "sirve" ni deja de servir. El fandom "es". Y como dijo aquél, somos todos.
Lo demás, referencias a puñaladas y comportamientos absurdos y tal, es tan propio de este país nuestro que circunscribirlo a un solo ámbito peca un poquito de ombliguismo... :P

Un saludo grande.

 
At 9:50 a. m., Blogger manuel__ said...

Nadie pone en duda el trabajo de Rafa y demás promotores de la nueva hispacon. Los aficionados os estan agradecidos... sobretodo aquellos que tienen interés por las convenciones. Eso no cambia el fondo del artículo: hay muchos aficionados a los que ese tipo de cosas nos les llama (o no les llama lo suficiente como para hacer el desplazamiento y hacer el desembolso).

Lo que se trata de es de no hacer proselitismo y de no intentar convencer los unos a los otros. Al que le gustan este tipo de actividades y tiene amigos que acuden a la hispacon, hablará maravillas en plan folleto turistico. "Vengan a hacer rafting, una experiencia inolvidable que hay que llevar puesta de casa". Y los que, por su forma de ser, no les guste estas cosas o tengan sus amigos en otros sitios, tal vez no tengan ningún interés y se queden con una imagen prestada de la hispacon de otra gente que ha acudido o de los artículos criticos (como el de Mallorquí). Y respondan al folleto turístico: "¿Yo? ¿Hacer raftin? No gracias. Aunque no lo halla probado, sé que no me gustara porque tengo vertigo)

Todas las actividades se distrutan "si se llevan puestas de casa". Es decir, si se va positivamente dispuesto a disfrutar de ellas. Pero entonces, se pierde la capacidad de valorarlas objetivamente, ¿no? Y no estoy criticando, ni diciendo que eso sea malo.

 
At 10:00 a. m., Blogger manuel__ said...

En cuanto a lo de la "caza de brujas". A mi no me lo pareció.

Juanmi cometió una equivocación. Los que lo conocen siempre hablan maravillas de él y es un tío majo. Pero cometió un error. Lo que se produjo después no es una "caza de brujas" porque:

1. Se hizo caso de su petición y se borró el párrafo en el artículo que no quería que se repitiera.

2. Juanmi se disculpó por si había ofendido a alguien y (por lo que he hablado con otros) la mayoría de la gente le comprendió y se las aceptaron.

3. Enric zanjó el tema para mantener la paz, sin pedirle una rectificación a Juanmi que primero le acusó de estar inventando unas declaraciones suyas y, al final, reconoció que las había hecho pero había pedido que las borraran en la fuente original.

No creo que hubiera "caza de brujas" pero se puede leer el hilo original para que cada uno saque sus conclusiones porque afortunadamente aquí no se borra nada.

 
At 10:18 a. m., Blogger manuel__ said...

Lo de "un autor que deberíamos estar orgulloso" me parece exagerado. Tenemos que leer las obras importantes de la cf española y favorecer su conocimiento en general. Una cosa es reconocer la importancia de determinadas figuras y otros lo de "estar orgulloso".

Me suena a nacionalismo. Estar orgulloso del país, la bandera, las figuras historicas nacionales. Lo que se busca es poner simbolos o personas en un pedestal para que sean intocables. Pero, bueno, ya es una idea expresada por otros en muchas ocasiones.

Parece que "estar orgullosos" es una excusa para pasarle cualquier cosa a un escritor (un libro pésimo, unas declaraciones poco afortunadas) y eso no es así.

 
At 10:35 a. m., Blogger Yarhel (Enric Quílez) said...

No voy a echar más leña en el fuego, pero quiero hacer un par de declaraciones para que quede claro lo que opino de todo este tema:

- Cuando alguien critica lo que se hace en el fandom o al fandom en sí mismo, es igual que sea haga razonada y educadamente, siempre hay gente dispuesta a salir con el hacha a degollar al que se ponga delante. Bien, adelante, es vuestro problema. Quedáis retratados como lo que sois: gente que no acepta la crítica. Por mí, ya os digo, adelante, no me importa, simplemente paso.

- Los escritores, debido al origen de su actividad en muchos de ellos, están muy ligados al fandom o son fandom, así que se sienten atacados más a menudo que si no fuesen parte del fandom. No seré yo quien diga lo que es bueno o es malo, pero a mí no me parece muy sano. Por supuesto, allá cada cuál.

He escrito un montón de posts hablando de ciencia ficción. Vuestra participación -salvo alguna honrosa excepción- ha sido nula. Sólo acudís al olor de la carnaza. ¿No veis que quedáis vosotros solitos en evidencia? Después, qué leches acusáis a los demás si vosotros mismos sois los que montáis los pollos.

Cuando escribí mi primer post crítico, ya me advirtieron -y veo que con acierto- que un cierto sector del fandom (o de lo que sea) se iba a rebotar y me iban a machacar. En fin, como ya dije entonces, me es igual.

Nada más. Espero que disfrutéis de mi blog como yo disfruto de los vuestros. Sólo os pido un poco más de espíritu crítico. Pero si no puede ser, pues qué se le va a hacer. Gracias por participar en el debate (que es lo que es, no una caza de brujas).

P.D. ¿Caza de brujas? Léete los posts de arriba a abajo y mira quién hizo afirmaciones falsas que luego retiró. Venga, que ya somos mayorcitos y sabemos leer. Si alguna vez organizo una caza de brujas -a parte de haberme trastocado, porque va en contra de mis principios más elementales- te aseguro que se va a notar.

 
At 10:57 a. m., Blogger Yarhel (Enric Quílez) said...

Rafa, creo que ya lo había dejado claro: no voy a la Hispacón porque me cae lejísimos y no me compensa lo más mínimo. Vaya, que por lo que sé de ellas, no me atrae. Si las hiciesen más cerca de donde vivo, igual iría aunque sólo fuese por curiosidad. Supongo que en mi situación hay muchísima más gente.

NO estoy criticando las Hispacones. Dios me libre de criticar un evento voluntario en el que un montón de personas pone horas de trabajo desinteresadamente. Sólo digo que a mí no me atraen. ¿Es eso un crimen?

 
At 11:25 a. m., Blogger Alfredo Álamo said...

"Y son lo que decía al principio: reuniones de unos cuantos amigotes para meterse con el facha de Heinlein o para chismorrear sobre la futura línea editorial de Gigamesh o para sorprenderse por lo envejecido que se ve a tal o cual escritor o editor. Eso cuando no derivan en un baile de disfraces."

Pues yo eso lo veo una crítica bastante dura,así que no te extrañe que la gente que monta hispacones te conteste.
Y tienes razón: acabamos todos retratados. Y yo sin saber lo que sería una asistencia aceptable para una Hispacon.

 
At 11:53 a. m., Blogger Yarhel (Enric Quílez) said...

Alfredo: donde tú ves una crítica, yo veo una descripción folklórica. Igual es exagerada, de acuerdo, pero no creo que excesivamente equivocada. O eso, o todo el mundo que ha ido a una Hispacón y ha hablado conmigo me han engañado como a un chino. Debe ser eso...

>Y yo sin saber lo que sería una asistencia aceptable para una Hispacon

Ya te he dicho que no lo sabía. Pero si quieres una cifra aleatoria, 1732. ¿Contento? No entiendo a qué viene pedir cifras, cuando de Hispacón a Hispacón varían tanto.

La impresión que va poca gente la han sacado muchos de los que han ido. Pregúntales a ellos por la cifra mágica, no a mí, que no he ido nunca. ¿Que me podía haber callado? Sí, desde luego, pero mira, últimamente me ha dado por no callarme más.

 
At 12:01 p. m., Blogger Alfredo Álamo said...

Lo que pasa es que parece que tengas el síndrome del tertuliano.
Te pido una cifra porque has dicho "el problema de la Hispacon es su falta de asistencia", con lo que, en teoría, conoces las cifras de asistencia, las de otros eventos similares en Europa y el mundo, y, además, si conoces lo que es "poca" debes saber lo que es "media" o "mucha". Y si no lo sabes, que ya veo que no, te pasa lo mismo que con tu descripción de la Hispacon: no tienes ni la más remota idea de lo que estás hablando.
Lo cual no quiere decir que no sea un placer leerte cuando hablas de CF, que es lo que hacías habitualmente y muy bien.

 
At 12:12 p. m., Blogger Yarhel (Enric Quílez) said...

Creo que ya lo he dejado claro: no he ido a ninguna Hispacón y menos aún me he puesto en la puerta a contar gente. Pero si hablas con diez personas que han ido y todos te dicen que había poca gente, no sé, uno se lo acaba creyendo. ¿Es erróneo creerse lo que dice la gente? Tal vez, pero desde el primer momento no he engañado a nadie: dije que no había asistido nunca.

De todas maneras, veo que hay gente que tiene la piel muy fina y que no sólo no aceptan la crítica, sino que cualquier comentario que no sea laudatorio les produce un sarpullido. No sé si es tu caso y desconozco si te has sentido aludido por haber organizado alguna Hispacón, o no.

¿Quieres una cantidad? Te la daba indicada. Si x son las personas que leen cf habitualmente en España, creo que al menos, para que el evento se pudiese considerar un éxito, entre un 5% y un 10% debería ir a la Hispacón.

Ahora maticemos: un 10% tal vez sea demasiado. Si no se invierte en publicidad (porque no hay dinero), supongo que todavía es más difícil.

No puedo darte una cifra, porque desconozco cuánto vale x, si tú lo sabes, puedes sustituir en la ecuación y a lo mejor resulta que la Hispacón es un éxito morrocotudo. Yo lo dudo y permíteme dudar sin que ello se considere ofensa.

Yo calculo que x está entre 5000 y 10000 personas, por las tiradas de los libros y la cantidad de libros que hay en oferta. El fandom, desde luego, es menor 5000 personas (baste ver quiénes participan y contar) y el fandom activo, que es el más proclive a ir a eventos tipo Hispacón, es todavía menor.

No entiendo por qué consideras una crítica o un desprecio mis declaraciones. Yo estaría muy contento que a una Hispacón fuesen 2000 personas (descontando los locales que han ido a ver qué era eso que hacían en tal sitio). Sería un signo magnífico y prometedor y, tal vez, las editoriales se las tomarían más en serio.

No sé cuánta gente va al salón del cómic que es un evento similar pero muchísimo más masivo por su naturaleza. Pero por todos los comentarios que he oído son "bastante gente". Desconozco el número exacto. Es más, dudo que se pueda calcular un número muy preciso, por razones que no vienen aquí al caso.

¿Tengo el síndrome del tertuliano? Tal vez, aunque no debo ser el único. La mayor parte de las afirmaciones que leo en los blogs son de este tipo. En todo caso debe ser un mal muy extendido. Y no veo que reaccionéis con tanta virulencia.

A estas alturas supongo que debo estar en más de una lista negra, aunque con lo paranoico que soy, tampoco me hagáis mucho caso. Y desde luego, me importa un comino.

 
At 12:21 p. m., Blogger Alfredo Álamo said...

Yo creo que no reacciono con virulencia, es más, creo que eres tú el que lo hace así.
2000 personas para una hispacon... bueno, en las WorldCons, que son lo máximo-top-superCones con más de 400 actos, carpas, feria y demás, que concentran a los aficionados de todo el mundo, reunen de 4000 a 5000, cobrando unos 100€ o 140 si quieres votar los Hugo.
¿Listas negras? venga ya. Yo sólo te digo que si tiras por tierra el trabajo de los demás, diciendo que montan actos para el chismorreo y los bailes de disfraces, por lo menos entérate bien del tema, que no cuesta si tanto te interesa como para dedicarle una entrada.

 
At 12:31 p. m., Blogger Yarhel (Enric Quílez) said...

>Yo creo que no reacciono con virulencia, es más, creo que eres tú el que lo hace así.

Bueno, pues entonces todos contentos :)

Me has pedido una cifra :) Te la he dado racionalmente. Tampoco digo que las WorldCon no pudiesen reunir a mucha más gente. De hecho, parece que para atraer a la prensa ahora han optado por soltar a Ellison para que le toque una teta a la Willis. No sé, igual pretenden que se lo censuren en plan teta-de-la-Jackson y ganar en publicidad (es broma).

>¿Listas negras? venga ya.

Sé lo que digo :) Pero insisto en que no me importa :)

>Yo sólo te digo que si tiras por tierra el trabajo de los demás, diciendo que montan actos para el chismorreo y los bailes de disfraces, por lo menos entérate bien del tema, que no cuesta si tanto te interesa como para dedicarle una entrada.

De acuerdo. He aprendido dos cosas:

1- Que debo cuidar más el cómo digo las cosas cuando hay trabajo de los demás de por medio (prometo enmendarme y no lo digo con ironía)

2- Que si quiero participación en el blog tengo que hacer justo lo contrario: tirar carnaza y meterme con el fandom.

Por suerte, hablar de la cf me tira mucho más que el contador de visitas, así que 1 pesará más que 2. Espero que vosotros también hayáis aprendido algo. Doy el tema por zanjado. Si en algo he ofendido a los organizadores de las HispaCones y las AsturCones (etc), sabed que no había malicia. Tal vez sólo desconocimiento personal empírico.

 
At 12:39 p. m., Blogger Alfredo Álamo said...

Los de la WorldCon (que son las EEUUCon) imágina el nivel "industrial" que llevan detrás. (Incluso va la asociación de escritores americanos y la asociación universitaria que estudia el género fantástico)
Pero a lo que íbamos, que lo de las listas negras no me vas convencer, ni de coña.
Y lo que yo he aprendido es que hay que hablar mucho más de lo que es una hispacon o, más concretamente, de lo que debería ser. Que no siempre coincide y no siempre salen las cosas bien.
En cuanto a lo de más participación, jope, no sólo con el Fandom. Métete con lo gordo que está Ronaldo y mañana tienes de respuestas que no te caben en el blog ;P

 
At 12:39 p. m., Blogger RM said...

La tirada media de un libro de ciencia ficción no son cinco mil ejemplares, no son diez mil ejemplares. SON DOS MIL EJEMPLARES.

Y si en la Hispacón vemos a doscientas personas... Justo el diez por ciento.

 
At 12:40 p. m., Blogger RM said...

Yo no sé si tú estarás orgulloso o no de los libros de JUanmi: yo estoy orgulloso de ser amigo de Juanmi. Y me parece que, todavía, no ha escrito ningún libro malísimo. Todo lo contrario: se va superando de libro a libro.

Eso sí, compra lo que quieras y no lo hagas por lástima. Daba una impresión feísima en el otro post, parecía que nos perdonabas la vida...

 
At 12:49 p. m., Blogger Yarhel (Enric Quílez) said...

Alfredo, sobre lo de las listas negras: no te tengo que convencer de nada. Además ya te he dicho que soy muy paranoico :)

Rm: Gracias por decirme que la tirada media de un libro es de 2000, porque yo pensaba que era de 1000. No he dicho que fuera 10.000, sino que calculaba que entre las tiradas de los libros (pongamos 2000) y la gran oferta que hay en el mercado (no todo el mundo compra todos los libros), calculaba que había unos 10.000 lectores habituales de cf. También podría ser que fuesen 5.000 como 20.000. ¿Quién sabe? Es una estimación.

>Eso sí, compra lo que quieras y no lo hagas por lástima. Daba una impresión feísima en el otro post, parecía que nos perdonabas la vida...

Ahora me he perdido. ¿perdonando la vida a quién? Creo que he dicho muchas veces que me gusta mucho lo que he leído del fantástico español, que fue una grata sorpresa descubrir que había calidad. Ahora bien, precisemos, si es una canallada (y falso) decir "por ser español, debe ser malo", tampoco pasemos ahora al "por ser español, es cojonudo".

No es por hacer la pelota -creo que ya habéis visto que no soy muy dado a ello, precisamente- pero no tengo nada en contra ni tuyo ni de juanmi como escritores. Como escritores os admiro. Pero ello no significa que os vaya a construir un altar (ni tampoco lo habéis pedido), si en una discusión sobre política -como pasó con juanmi- no coincidimos. Nada más por mi parte.

 
At 3:28 p. m., Blogger RM said...

Enric, no me refería a ti en esa alusión.

Lo que nos faltaba es, precisamente, que tengamo que ser escritores y tengamos encima que ser simpáticos. Dicen que CJC era un hijoputa de pronóstico, que Dick estaba como un cencerro, que Shakespeare no existía. Pero sus libros hablan por ellos y es de sus libros de lo que deberíamos hablar.

El caso de Juanmi que citas es el ejemplo típico de sacar una frase de contexto (cosa que ya no se puede comprobar porque Juanmi, sí, metió la pata al pedir que la quitaran para no seguir enmerdando la cosa). Juanmi hablaba de un caso concreto de un "crítico" que lo puso a parir... crítico que escribe con faltas de ortografía, que trabaja para otra editorial, que no es imparcial en su juicio, y que, como él decía, no ha hecho NADA como escritor ni como crítico.

Porque, joder, escritir un libro es muy difícil. Y cualquier mindundi se cree capaz de hacer un análisis. Ese análisis suele consistir en "uh-uh mola".

Y no es eso.

 
At 4:10 p. m., Blogger Yarhel (Enric Quílez) said...

Disculpa mi ignorancia, ¿quién es CJC?

No, entiendo que no tenéis ninguna obligación de ser superenrollados en la vida normal. Cada cual es como es y punto. Lo que pasa es que cuando lees a un escritor y te gusta lo que escribe, tiendes a ponerlo en un pedestal. Supongo que es algo que pasa en muchos más ámbitos. Y lo mismo en sentido contrario: si no te gusta...

Lo de las críticas literarias lo entiendo. Precisamente yo huyo de ellas porque me parece muy difícil hacer una crítica literaria bien hecha. Como muy bien dices, un libro es un señor libro y muy pocos escritores hay que les salgan como churros. Me imagino lo que cuesta escribir bien, aunque no me dedique a ello.

Tal vez sí que fui injusto con Juanmi si la cita estaba sacada de contexto, aunque admíteme que no fue la actitud más elegante posible. Pero como dices, cada cual es como es.

 
At 5:20 p. m., Blogger RM said...

CJC es Camilo José Cela

 
At 5:26 p. m., Blogger Yarhel (Enric Quílez) said...

Ok, gracias.

 
At 11:06 p. m., Blogger Pedro Terán said...

Personalmente no entiendo muy bien la discusión que se ha montado. Si el autor del blog tiene una opinión y quiere escribirla en su blog, está en su derecho. Si alguien quiere oponer la suya o argumentar lo que sea, también, en tanto que se puede acceder públicamente. Lo que no veo claro es el sentido de entrar en un blog a presionar a su autor para que se retracte públicamente de sus opiniones. Porque no es fácil, desde fuera del "fandom", encontrar otra interpretación a lo que no una sino varias personas han hecho.

Aparte de lo cual, al ver que había 35 comentarios he pensado que aquí encontraría algún debate interesante en torno al interesante tema de la entrada, ya que por lo común prácticamente no hay comentarios. Bueno, parece que subestimaba al "fandom" y su capacidad de ser perennemente igual a sí mismo...

 

Publicar un comentario

<< Home